Recibe la UABCS las primeras cabras ferales de la Isla Espíritu Santo

 

Fueron introducidas a las islas del Golfo de California hace muchos años y actualmente representan una amenaza para estos frágiles ecosistemas.

Un grupo de 68 cabras denominadas “ferales” que habitaban en isla Espíritu Santo fueron trasladadas a la Universidad Autónoma de Baja California Sur, donde estarán bajo resguardo del Departamento Académico de Ciencia Animal y Conservación del Hábitat, a través de un programa de erradicación que inició en mayo de 2016.

            En total, serán 100 los ejemplares que la Universidad recibirá en su posta zootécnica, los cuales estarán destinados a la docencia e investigación en las carreras de Ingeniero en Producción Animal y Medicina Veterinaria y Zootecnia. Lo anterior se debe a que estas especies, que fueron introducidas a las islas del Golfo de California hace tiempo, hoy en día representan una amenaza para estos frágiles ecosistemas.

El Dr. Ramón Cepeda Palacios, profesor-investigador del Departamento Académico de Ciencia Animal y Conservación del Hábitat de la UABCS, indicó que ya se han iniciado estudios en torno a la aplicación de estrategias para la readaptación de las cabras ferales al cautiverio, zoometría, rendimiento en carne; así como de la capacidad reproductiva de los machos isleños.

            Asimismo, se encuentra en marcha un estudio de la diversidad genética de estas especies para que, en el mediano y largo plazo, se forme una nueva raza de caprinos mejorada y adaptada para las condiciones áridas de nuestro estado, a través de la selección y el cruzamiento.

“Los caprinos ferales poseen genes extraordinarios para la adaptación a condiciones muy áridas que pueden ser aprovechados al cruzarlos con razas mejoradas, en un nivel de sangre que permita mantener altos niveles de productividad de carne y leche. Sin embargo, falta investigar más sobre la reproducción y la habilidad productiva de las cabras de la isla”, concluyó.

Compartir:
× WhatsApp