Silencian a la prensa incomoda en BCS; asesinan a Rafael Murúa en Santa Rosalía

El periodismo critico en BCS no tienen espacio para los actuales Gobiernos, a quienes les incomoda y les molesta que se hable con la verdad a la sociedad

Pese a que ya había advertido de amenazas de funcionarios de Gobierno, de grupos económicos y delictivos, Rafael Murúa vivió en el abandono de la sociedad y de las propias autoridades responsables de proteger la actividad periodística

Santa Rosalía, BCS.- El Director de la Radio Comunitaria Radio Kashana de Santa Rosalía Rafael Murúa Manríquez fue asesinado de manera brutal y su cuerpo abandonado en el kilómetro 40 del tramo carretero Santa Rosalía-San Ignacio.

De acuerdo a investigaciones extraoficiales, el comunicador había sido levantado con lujo de violencia en céntricas calles de esta cabecera municipal y después llevado por carretera hasta el lugar donde fue hallado, con severas perforaciones en el cuerpo.

Aunque la Procuraduría General de Justicia del Estado no ha dado mayores detalles sobre las condiciones en que fue encontrado, todo parece indicar que habría sido segado de la vida con arma blanca y abandonado su cuerpo, no sin antes sembrarle 3 envoltorios de marihuana.

Desde la mañana del domingo los familiares del periodista, quien ejercía un periodismo crítico hacia las autoridades y otros grupos de poder económico y delictivo, habían denunciado su desaparición y posteriormente su automóvil Nissan Altima fue hallado en céntricas calles de la ciudad, de donde había sido levantado con lujo de violencia por sujetos hasta el momento no identificados.

Rafael Murúa Manríquez, de 34 años de edad, ya había advertido de amenazas por parte de funcionarios del Gobierno municipal así como de grupos delictivos lo cual obligó a que recibiera protección de organismos no gubernamentales y del propio Gobierno Federal.

Murúa Manríquez ejercía un periodismo critico, de esos que incomoda y molesta a quienes ejercen un tipo de poder público. El comunicador de manera reiterada denunció de las amenazas de que era objeto pero como en muchas otras historias de periodismo independiente y critico, vivió el  abandono tanto de los órganos responsables de velar por la protección de los periodistas, como de gremios que dicen proteger a los comunicadores y hasta de la propia sociedad, quienes demandan un periodismo de critica pero no van más allá.

Lamentablemente ayer domingo a las 17:28 horas la PGJE confirmó el hallazgo de su cuerpo con serias perforaciones en el tórax.