Van dos ejecutados durante marzo

La Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) informa que aproximadamente a las 21:05 horas de este sábado 09 del mes en curso, tuvo conocimiento vía Centro de Control, Comando, Comunicación y Cómputo (C4), que en la colonia Santa Rosa, en San José del Cabo, se escucharon detonaciones de arma de fuego y se encontraban dos personas lesionadas.

Agentes de investigación y peritos adscritos a la Dirección de Servicios Periciales se constituyeron en las calles Miguel Cervantes y Carretera Transpeninsular de la colonia en referencia, donde localizaron a bordo de un vehículo marca Nissan, línea March, de color blanco, el cuerpo sin vida de una persona del sexo masculino y a una mujer lesionada, que fue trasladada a un hospital de la localidad, donde falleció más tarde.

El personal de la PGJE ordenó el levantamiento y traslado del cuerpo al Servicio Médico Forense (SEMEFO) para la práctica de la necropsia de ley y procedieron al aseguramiento, embalaje y registro en cadena de custodia de casquillos percutidos localizados en el lugar, para trasladarlos al laboratorio de la institución, para el análisis y dictamen pericial correspondiente.

Por lo anterior, el agente del Ministerio Público de la Unidad en Investigación del Delito de Homicidio Doloso y su Judicialización inició la Carpeta correspondiente para realizar los peritajes necesarios con todos y cada uno de los datos de prueba y evidencias que se encontraron en el lugar de los hechos para lograr su esclarecimiento.

Las personas occisas fueron identificadas, el masculino contaba con 35 años de edad, era originario del estado de Sinaloa y  de acuerdo al programa Plataforma México, contaba con antecedentes penales por delitos contra la salud.

La occisa contaba con 32 años.

Además de los casquillos encontrados en el lugar de los hechos, los peritos aseguraron, embalaron y registraron en cadena de custodia sustancia granulada y cristalina con las características de la droga conocida como cristal, correspondiente a 7 dosis; cuatro dosis de polvo blanco y fino con las características de la cocaína y 3 dosis de vegetal verde y seco con las características de la marihuana.